Director General: Julio Alberto Rubio Pérez

LOS REGIDORES OBREROS SE QUITARON EL YUGO DE LOS CHARROS, PERO AHORA TIENEN QUE SOPORTAR LA AVARICIA ARROGANTE DE SUSANA PRIETO QUE LES EXIGE UNA CUOTA DEL 50 % POR CABEZA…

Julio Alberto Rubio - 5 octubre, 2021

Al tomar posesión tres miembros del movimiento obrero de Matamoros como integrantes del cabildo bajo el acrónimo de Morena, respaldados por Susana Prieto Terrazas, quedó al descubierto que los intereses que movían a la autodenominada “defensora de los trabajadores” eran puramente económicos pues les exigió, que del sueldo a devengar  tendrían que desprenderse del 50%, cuyo monto sería canalizado al pago de los tres suplentes, invocando un acuerdo previo, que dos de los recién nombrados ediles se niegan a cumplir.

 

 

 

Ajustar texto: 478 vistas

Al tomar posesión tres miembros del movimiento obrero de Matamoros como integrantes del cabildo bajo el acrónimo de Morena, respaldados por Susana Prieto Terrazas, quedó al descubierto que los intereses que movían a la autodenominada “defensora de los trabajadores” eran puramente económicos pues les exigió, que del sueldo a devengar  tendrían que desprenderse del 50%, cuyo monto sería canalizado al pago de los tres suplentes, invocando un acuerdo previo, que dos de los recién nombrados ediles se niegan a cumplir.

Son dos regidoras y un regidor: Cristina Cabrera, Minerva Mata y José Manuel Raygoza, los dos últimos rompieron el supuesto acuerdo y ya afirmaron que no se desprenderán de un solo centavo para compartirlo con sus suplentes, lo que desencadenó la ira de Susana que el domingo 3 de octubre en su página de féisbuk los azotó con su ardiente látigo de hacendada, al calificarlos implícitamente de traidores:

“Oficial: Además de Leticia Sánchez. Minerva Mata, José Manuel Raygoza se niegan a cumplir acuerdos con el 20/32 ahora que son regidores”.

Un integrante del cuerpo edilicio en la actualidad gana entre sueldo y compensación por mes entre 60 y 70 mil pesos, con derecho además a otras prebendas como atención médica especializada, vales de gasolina, apoyos para refacciones y hasta jugosos préstamos, por lo tanto, esas posiciones son muy peleadas por los militantes de los partidos políticos.

Raygoza fue unos de los guardaespaldas de Susana, ayudantía que desempeñó de manera natural en el círculo cerrado junto a ella, pues en la industria maquiladora como Decofinmex y Trico fue guardia de seguridad; Por lo que respecta a Mata fue su brazo derecho indispensable como enlace en las plantas cuando el movimiento 20/32 estaba en el punto más álgido pues había sido supervisora de Avant e inspectora de calidad de TPI, conocía los contactos y puntos débiles de cada planta para  doblar a los patrones a fin de que pagaran el bono de 32 mil pesos y el aumento del 20% salarial.

En su defenestración para Raygoza y Mata, ya incontenible, Susana, llena de soberbia como diputada federal, responde:

“Pues la violáceo (violación) del acuerdo, tiene que ver con dinero.

Se acordó luchar para llevarlos a ser regidores.

Se comprometieron a dar la mitad de su sueldo a sus suplentes para que ellos fueran el enlace entre el pueblo y el Municipio.

Ahora, dicen que no les darán nada, que les consiguen un trabajoto (trabajito) porque La Borrega es su compa, pero que no les darán nada.

Me parece una vulgaridad y mezquindad”.

Muy a su estilo Susana los pone en la cruz cuando le piden que los destituya:

“Sería ideal, pero sólo se puede si renuncian o se mueren.

O sea, poco probable”.

Quien conoce perfectamente lo que está pasando entorno a los regidores obreros es Alejandro El Negro Villafáñez, ideólogo indiscutible del triunfo consecutivo de Morena en Matamoros, actual síndico, hombre cabal que no duda ni titubea al hablar sobre la voracidad de Susana para sobajar, someter y humillar a quienes no le cumplen sus caprichos:

“Susana les exige a los regidores obreros que cumplan un acuerdo, pero ella misma sabe que ese acuerdo que les exige que cumplan es imposible y ahora está enojada porque el fondo no es en realidad que se ayude a sus compañeros lo que ella quiere es que de lo que va a ganar cada regidor le den la mitad a ella (unos 75 mil pesos en total por mes) para de allí ella pagarle a los suplentes y además a la gente que tiene en su sindicato”.

Con calma, El Negro Villafáñez, hace memoria y se remota a los acuerdos que el hizo directamente con Susana, en caso de que se ganara la alcaldía como sucedió:

“En la negociación le cedimos a Susana tres regidurías y sus tres suplentes obreros; además el candidato (Mario López La Borrega, hoy alcalde de Matamoros) le cedió tres plazas de coordinadores: uno en la Secretaría del Ayuntamiento, otro en Educación y otro en Desarrollo Social, más otros 10 lugares de empleo a unos en Limpieza, a otros en Parques y Jardines y así”.

Con voz firme y demostrando una plena seguridad, El Negro Villafáñez, entrecierra sus diminutos ojillos a través de sus espesos lentes de fondo de botella de refresco de cola, y espeta sorprendido:

“¡Ah cabrón ya ves, ahora falta que también (Susana) quiera poner a cuota a estos otros diez también! “.

Cristina Cabrera que es la otra regidora obrera que se ha sostenido en que ella si donará el 50% de su salario a su suplente (Dionisia Gaona alias Sofia) para El Negro Villafáñez es una persona muy noble y buena muchacha, que tiene una formación muy rústica que de pronto le habla a Susana para decirle cosas muy simples y ella luego, luego se ofende.

Ejemplifica:

“Pasó una cosa muy curiosa en la toma de protesta cuando de repente nos dice el regidor Raygoza que si se podían tomar una foto con Mario Delgado el líder nacional de Morena. Entonces yo le hablo a Mario para lo de la foto, luego esa foto se publica y como allí no aparecía Cristina me manda un mensaje Susana reclamándome: ´¿dónde está Cristina?…usted es un hombre diabólico´.

Ya juntos en su cubículo de regidores José Manuel Raygoza y Minerva Mata platican con los reporteros sobre la relación que ahora llevan con Susana.

Minerva habla:

“Ya no tenemos ninguna relación con ella, a nosotros nos bloqueó, y a mí se sacó Rosario Moreno del sindicato delante de toda la gente, que es una propiedad de la licenciada (Susana). Le dije que le hablara a la licenciada para que me lo dijera ella personalmente”.

Agrega:

“La licenciada (Susana) me faltó al respeto me ponía en mal con los demás compañeros diciendo que me había vendido sacando argumentos muy infantiles que porque en una foto Villafáñez me puso la mano en el hombro y en una video llamada dijo que yo me dejaba sobar el lomo… me gritoneó me dijo traidora, le quise explicar pero no me dejó”.

A Jose Manuel Raygoza también lo puso como lazo de cochino:

“En una ocasión que hablé en una entrevista me reclamó y me dijo: ustedes son unos pendejos que dicen puras pendejadas´, cosa que no tenía derecho a hacer porque nosotros somos obreros, y menos cuando ella nunca nos ha dado ni un cinco, nosotros teníamos que andar con nuestros propios recursos”.

Remacha:

“Quiere que le paguemos nosotros el sueldo a ella para que ella les pague a los que trabajan para el sindicato, porque así es, ella lo que quería era que nuestro sueldo fuera directamente a sus manos”.

COMPARTE

ENTÉRATE PRIMERO
Suscríbete al newsletter
Lo más visto

TE PUEDE INTERESAR

NOTICIAS ANTERIORES

DENUNCIA ANÓNIMA

    CONTÁCTANOS

    LLámanos (868) 810 1351 y (868) 341 3050
    EscríbenosBusiness Solution Center Whatsapp
    Síguenos
    Vertical FacebookVertical InstagramVertical Twitter