Director General: Julio Alberto Rubio Pérez

SE APAGÓ LA VOZ DE CRISTO BERRIOS: COMPOSITOR DE CANCIONES A CANDIDATOS; SU MÚSICA PEGAJOSA ENCAMINÓ A LA GUBERNATURA A CAVAZOS, A TOMÁS Y A EUGENIO. AL PRI LO QUISO RESCATAR DEL ABISMO CON LA BONITA LETRA DE ESTA CANCIÓN, ENTONADA POR ÉL: “VAMOS PRI, VAMOS PRI, SIGAMOS ADELANTE… PORQUE QUIÉN SI NO ES EL PRI…”.

Agencias - 17 julio, 2020

Cristo Berrios García, músico, compositor y político, se crió en el populoso barrio […]

Ajustar texto: 756 vistas

Cristo Berrios García, músico, compositor y político, se crió en el populoso barrio de la Morelos, en el heroico Puerto de Tampico, sobrevivió a tres infartos,
el tercero lo mantuvo 12 días en coma, en ese lapso él aseguraba que conoció a Dios, visitó el Paraíso, que describió como un lugar hermoso con mucha paz, presumía que el creador lo había regresado a la tierra para cumplir una misión, vivió otros cinco años, pero lamentablemente murió la madrugada del jueves 16 de julio.

A principios de los años 90 Cristo Berrios se dio a conocer como primera voz del Grupo Temor Tropical, la agrupación estaba integrada por su hermano Juan Berrios en los teclados y segunda voz, y por Víctor Torres en las congas: tocaban los domingos en el Casino Tampiqueño, música de boleros; por 20 años fueron músicos exclusivos de El Campestre, allí tocaban salsa, balada, cumbia, tropical y bolero; también pisaron el escenario del Regatas Corona, hasta le compusieron una canción al Club:
“Ven ven ven/ ven al club más popular, ven al Regatas Corona/ con su ambiente familiar…”.

Antes de formar el grupo Juan Berrios hermano mayor de Cristo, trabajaba como chofer de don Rubén Díaz de la Garza director del Sol de Tampico, en el año de 1980 consiguió trabajo para Cristo en el periódico, como encargado de mantenimiento de las camionetas de circulación.

Como músicos en las presentaciones en fiestas privadas en casas de ricos de Tampico, Cristo y Juan conocieron a empresarios y políticos como Fernando Azcárraga López, que fue quien los invitó a la política, a sumarse a su campaña como abanderado tricolor a la alcaldía porteña en el año 93, los Berrios le
compusieron cuatro canciones, pero la que pego decía así:

“Fernando… Fernando, un tampiqueño que ganara”… Y ganó, fue el priísta Fernando Azcárraga que en agradecimiento ya que con su música pusieron a bailar mucha gente en la campaña, a Cristo y Juan les dio trabajo en Presidencia, como inspectores en el área de Tesorería.

En la siguiente elección para la alcaldía de Tampico, Los Berrios apoyaron Álvaro Garza candidato del PRI, que perdió ante el panista Diego Alonso Hinojosa, en esa administración panista Cristo, igual que su hermano Juan conservaron su trabajo como inspectores, pero alli empezo la decadencia del grupo musical, entraron a la “grilla” en política.

Para componer canciones a candidatos, Cristo lo hacía a quien reconociera su trabajo, Pepe Rabago lo hizo, ya como candidato del PRI a la alcaldía, los busco y compusieron su canción:

“Es por Rabago/ es por Rabago que por el bien de Tampico, lo va a lograr…”.

En la administración de Pepe Rabago, Cristo y Juan los cambiaron de Tesorería a Desarrollo Social con Magdalena Peraza que era la directora.

En la siguiente campaña los Berrios apoyaron Blanca Rosa Garcia Galvan candidata del PRI, que perdió contra el panista Arturo Elizondo Naranjo, empresario dueño de tiendas Arteli y Aka, quien ya como alcalde Arturo corrió de presidencia a Cristo y Juan, pero abogo por ellos Chucho Nader a quien apoyaron como candidato a diputado federal, le hicieron la canción de campaña:

“Chuchooooo Nader para diputado federal…”.

Con la intervención de Chucho se les regresó el trabajo a Cristo y Juan, los reinstalaron en Desarrollo Social a cargo de Tere Sosa.

Por segunda ocasión Fernando Azcárraga fue postulado por el PRI como candidato a la alcaldía y gana con esta canción compuesta por los Berrios:

“Yo con Fernando/ Y ¿tú con quien?/ Porque con Fernando Tampico va a ganar…”.

Y así compusieron las canciones de los candidatos Oscar Pérez Inguanzo, de Miguel Manzur candidato del PRI, que perdió contra otra priísta Magdalena Peraza abanderada por el PAN.

Pese a que los Berrios no apoyaron a Magdalena, ella les hablo para darles trabajo en Presidencia, Cristo quedó como Subdirector de Mercados, en esa administración fue que le dio el primer infarto cerebral.

En la siguiente administración de Gustavo Torres Salinas a quien Cristo le compuso su canción: “Que si/ que si/ que si/ con Gustavo vamos por el PRI..”, Como alcalde Gustavo mandó a Cristo a cargo del Auditorio Municipal, allí Cristo recibió el segundo infarto.

Por segunda vez se lanza Magdalena Peraza ahora abanderada a la alcaldía de Tampico, por el partido Verde-PRI, le gana al panista Germán Pacheco, candidato del Gobernador Cabeza de Vaca, esta vez Los Berrios si apoyaron a Magdalena que hasta canción le compusieron versión del Noa Noa:

“Vota por Magda, Magda, Magda, Magda/ porque con Magda va a ganar…”.

En esa administración municipal Cristo fue nombrado Subdirector de Parques y Jardines, fue cuando recibió el tercer infarto, muy fuerte que lo mantuvo muerto en vida 12 días en coma en el hospital Cemain, solo un milagro levantó a Cristo de la cama del hospital, ese Cristo que libró la muerte era otro con sus compañeros de trabajo, en la casa con la familia, incluso como agradecimiento a otra oportunidad de vida en los patios de Parques y Jardines, construyó un altar a la virgencita de Guadalupe.

Magdalena Peraza busca la reelección como alcaldesa por tercera ocasión por Tampico, pierde contra el panista Chucho Nader, quien dio de baja a Cristo y Juan Berrios.

Entre otras canciones que Cristo y Juan compusieron a candidatos, están los ex gobernadores priístas: Manuel Cavazos Lerma; Tomás Yárrington Ruvalcaba y Eugenio Hernández Flores, la composición de Tomás en voz de Cristo Berrío, escrita por Juan Berrios iba asi:

“Somos un equipo/ somos un ejemplo nacional/ en todo Tamaulipas vamos por el futuro con Tomás…”.

Los últimos años Cristo Berrios se juntaba con su mejor amigo Rogelio Galvan a quien le ayudaba en su taller donde fabrica lanchas de fibra de vidrio, a la semana recibía su sueldo, pese a que Cristo hacía poco se sentía útil en el taller de su amigo.

El lunes 13 de julio se empezó a sentir mal en el taller, el martes cayó en cama con los síntomas de dengue incluso fue hacerse la prueba, para el miércoles su estado de salud empeoró, pidió a su familia que ya no lo llevaran al hospital y que le hablaran a Juan, su hermano, su amigo, su compañero músico, con quien disfruto bonitas andanzas en la política, a quien ya estando frente a su lecho de muerte, le dijo:

“Ya me voy a morir carnal… No tengo miedo a morir, te platique esta muy bonito allá arriba, hay te encargo a mi familia… “.

Las palabras desgarradoras de Cristo doblaron el corazón de Juan que mudo se recargo sobre el tanque de oxígeno, que anduvo consiguiendo para su hermano convaleciente.

A la mente de Juan se le vino la plática con Cristo cuando salió de los 12 días en coma, que le dijo que vio a Dios y subió hasta donde él estaba y le dijo que allá arriba era todo muy bonito, por eso él no tenía miedo a la muerte.

Cristo Berrios el amigo se despidió de su familia, de su esposa Virginia Martínez, de sus hijos, Sandra, David, Viquita y Montserrat. Cristo si quejarse de dolor cerró sus ojos como si estuviera durmiendo al paso de las horas su corazón dejó de latir fue a la una la madrugada del jueves 16 de julio, que a los 57 años murió, por la mañana llegaron los resultados de la prueba de dengue y resulto ser que tenía desechos los riñones. Que en paz descanse Cristo Berrios el amigo, músico, compositor y político, que siempre traía un chiste nuevo que contar, su cuerpo descansa en el panteón de la Trinidad frente a Alijadores.

COMPARTE

ENTÉRATE PRIMERO
Suscríbete al newsletter
Lo más visto

TE PUEDE INTERESAR

NOTICIAS ANTERIORES

DENUNCIA ANÓNIMA

    CONTÁCTANOS

    LLámanos (868) 810 1351 y (868) 341 3050
    EscríbenosBusiness Solution Center Whatsapp
    Síguenos
    Vertical FacebookVertical InstagramVertical Twitter